lunes, 27 de febrero de 2017

FOTOS #27Feb Disfraz Vs Realidad


Un grupo hace un selfie muertos de risa, mientras un hombre de la calle come algo que le regalaron. Chacaito.




Carnaval es una fiesta pagana que se celebra en muchos países. En Caracas años atrás se podía ver caravanas, caramelos volar, gente disfrazada haciendo una especie de catarsis donde un disfraz era algun deseo frustrado de ser otra persona, o simplemente pasar unos días locos gozando de música y alegría.


La Caracas de hoy es otra cosa. Los más humildes intentan seguir la tradición, dar a sus hijos un poco de aquello, pero la verdad es que poco queda. Muchos son disfraces caseros porque no hay dinero suficiente para la comida, así que, inventan. Parece un carnaval comprimido, conformarse con poco, con lo que ''hay''.


En Sabana Grande se presentó una agrupación bailando y ya. No había más nada. Sí muchos buhoneros tratando de vender algo, sobrevivir, pero calor de fiestas carnestolendas, nada.


27 de febrero de 2017


Caracas, Venezuela


ovario

Todavía hay quienes disfrazan a sus hijos de Chávez...



 Cola para comprar helados. Hombre pide ayuda para comprar medicamentos.



Bebé sometida a ''El Carnaval''






 Un japonés armado por Sabana Grande




 Disfrazan a una bebe de mendiga






 Mendigos reales ...




 Niños de la calle observan los disfraces pasar ...



 No es un disfraz, es un niño de la calle.









 El imperio contra ataca desde Sabana Grande








Es un niño de la calle, no un disfraz.


 Jóvenes que bailan, cuentan chistes para ganarse la vida.






 Un disfraz de militar en este país no es algo glorioso, pero algunos piensan que si. DLB, la inocencia es prioridad.







Un zombie con un puñal clavado. Es un disfraz, pero la realidad es que pasa en una de las ciudades más peligrosas, Caracas.


 Hace varios años el disfraz de Chávez era muy utilizado, hoy son escasos, hay, pero pocos.




 El carnaval podrá hacer bulla y tener mucho papelillo, pero la miseria es muy difícil ocultar.




La gente trata de reir, pasarla bien, pero la pobreza está allí, de frente...



 Hambre en carnaval....bueno, la verdad, todos los días.



 Un selfie seguro para el facebook, mientras hombre de calle se come algo que le regalaron para comer.




 Pase lo que pase, los super héroes serán los más elegidos.




 El también es un super héroe, vive en la calle, es un niño, o sea, sobrevive.





Vestidos con páginas de revistas.





sábado, 18 de febrero de 2017

FOTOS #18Feb + Crónica de movilización


Pequeños grupos de ciudadanos salieron de varios puntos en Caracas, había gente, pero nunca como en las últimas movilizaciones del año pasado.

 

La mayoría eran militantes de VP, grupos de jóvenes de PJ, Adecos, Copeyanos, ABP, UNT, Bandera Roja, algunos estudiantes y sociedad civil. 

 

Y, es evidente que la mayor ausencia fue de esa sociedad civil, pero la más golpeada sin lugar a dudas. Salieron sin miedo en 2016 por ese RR, pero ya sabemos lo ocurrido.


Los políticos tienen el deber de leer bien los resultados de hoy, si de verdad luchan por la mejor Venezuela, libertad y ese cambio anhelado.


Cuando asisto a manifestaciones chavistas critico muchas cosas, comento lo que observo con imágenes. De igual manera lo hago con las actividades de la oposición. Es necesario siempre decir la verdad y eso invariablemente lo dice la calle, la gente, los ciudadanos comunes. No quiero más tarimas donde se dice a los presentes lo que ya sabemos y los otros venezolanos en todo el territorio nacional no pueden escuchar. Una marcha para un lugar tiene siempre la misma respuesta, una barrera de verdes. Hacer algo diferente es llamar a la gente un día a que salga de su urbanización, barrio y manifieste allí. Tomar todas las calles.


Estoy casi a punto de contagiarme con ese virus político de la desesperanza, ya que sales a la calle esperando ver multitudes, gente y más gente rechazando este desastre, entonces regresas a tu casa sin nada o con poco. Pero admiro a todos aquellos que salen e insisten, sin ellos estaríamos realmente muertos. Respiro, me recargo y sigo con la esperanza magullada de que algo contundente pase.


Lo único que puedo decir al terminar, a mis conciudadanos, coño!, no se rindan. Hacerlo es seguir permitiendo que estos criminales del siglo XXI sigan en poder.


18 de febrero de 2017


Caracas, Venezuela


ovario


En otros tiempos esas escaleras estaban llenas de gente.

Rafael es constancia con su manera muy especial de luchar.






 Al menos quedan voces de protesta. No estamos muertos y necesario con urgente motivar al resto.





Roland es un luchador.






 Llegando a la autopista escoltados con un cielo azul y nuestro hermoso Avila.






 Comenzando la tranca en la autopista.







Los que viven al pie de la autopista. La gente pasaba y no había gesto alguno. La costumbre de que pase esto, como ver perros callejeros y pasar de largo. Un muchacho y un niño. 









Sería terrible que no fuera nadie, aun existen venezolanos de bien que desean expresar en calle su rechazo a la dictadura de mierda. Bien por ellos.





 En las redes lees de todo, criticas que ropa usó, que dijo, con quien se reune, pero la realidad es una. Hace tres años su esposo está preso y bien pudiera ella dedicarse a él y a sus hijos, pero es un motor, no se detiene, todos los días está haciendo cosas por muchos, no se cansa, no se intimida ante los ataques de todos los lados. Quien no reconozca que una mujer que no es política asumió una lucha y trabaja cada día es bien miserable. Apoyes o no esta oposición, ella no tiene descanso, mientras miles escriben desde sus cómodas butacas, esta mujer está haciendo lo que sea, por ser una voz en medio de la barbarie.




 Y Leopoldo seguro debe estar orgulloso de la madre que tiene. No se queda en casa a llorar por su hijo preso, ella está en la calle con fuerza. Como toda madre venezolana.